Ortiz impulsa la aprobación de legislación en contra de las bebidas alcohólicas de energía

El asambleísta Félix Ortiz impulsa legislación prohibiendo la venta de todas las bebidas alcohólicas de energía.
November 16, 2010
Albany – El asambleísta Félix W. Ortiz, Presidente del Comité de Salud Mental de la Asamblea, presentó una legislación prohibiendo la venta de bebidas alcohólicas de energía (AEDs), conocidas como bebidas alcohólicas cafeinadas durante la sesión legislativa 2010. Aunque a Ortiz le complace saber que una marca de estas bebidas, “Four Loko,” manufacturada por Phusion Projects, ha acordado detener los envíos de sus bebidas alcohólicas de energía al estado de Nueva York, él no cree que esto resolverá el problema más grande. “Four Loko no es la única bebida alcohólica de energía en el mercado del estado de Nueva York. No descansaré hasta que prohibamos TODAS las bebidas alcohólicas de energía en nuestro estado”, dijo Ortiz. Las AED, son una clase de bebida alcohólica a las que se añade cafeína y otros estimulantes, como guaraná. El Asambleísta reconoce que la combinación de cafeína y alcohol presente en todas las AED representa un gran riesgo para la salud pública. “Prohibir una de las tantas marcas de estas bebidas no soluciona el problema que estamos viviendo actualmente”, dijo Ortiz.
Varios estudios científicos recientes revelaron que estimulantes como la cafeína, aparentemente disimulan los efectos intoxicantes del alcohol, lo que puede llevar a los consumidores a tomar decisiones riesgosas y a otros problemas serios relacionados al alcohol como accidentes automovilísticos, violencia, agresión sexual y suicidio. Actualmente, no hay un consenso en que el uso de la cafeína en el alcohol sea seguro, y la cafeína como un aditivo al alcohol no ha sido Reconocida Generalmente como Segura (GRAS) por la FDA.
“No me queda duda de que estas bebidas alcohólicas de energía son dañinas para nuestros hijos. Estas bebidas disimulan el nivel de intoxicación en los consumidores lo cual los puede llevar a tomar decisiones de alto riesgo como conducir ebrios, envenenarse con alcohol, y comportarse violentamente”, dijo Ortiz. Él espera que su proyecto de ley, que exige una prohibición completa de estas bebidas, sea aprobado durante la próxima sesión 2011. “Mientras estas bebidas estén en el mercado, continuarán haciendo daño. Debemos actuar rápidamente para detener la venta de todas las marcas de estas bebidas para asegurar un ambiente de vida seguro y saludable para nuestros ciudadanos”, dijo Ortiz.